0

Aprendiendo a convivir

Llega a los cines la última película nominada a los Óscars que quedaba por estrenarse y que ya lleva acumulados 37 premios -incluido el Golden Globe a mejor película musical o comedia– y con 5 nominaciones por parte de la academia.

Gren Book está basada  en una historia real y es básicamente una road movie de una pareja dispareja, con el elemento fundamental de racismo en los Estados Unidos de los 60s como el eje central de la trama. Viggo Mortensen interpreta a Frank “Tony Lip” Vallelonga, un italoamericano con tendencias racistas que trabajaba de patovica en el Copacabana, un famoso club nocturno de Nueva York. Luego de que el club entre en renovaciones consigue trabajo como el chofer personal de “Doc” Shirley (Mahershala Alí) un reconocido pianista de jazz afroamericano excéntrico, solitario y bastante sofisticado.

Tony debe dejar su racismo de lado para acompañar a Shirley en su gira por el medio-este y sur profundo de los Estados Unidos, zonas donde los afroamericanos son tratados con total desprecio, y es por eso que durante su viaje deben guiarse por el ” The Negro Motorist Green Book”, un libro guía de los años 20 con locaciones en las cuales los negros son bien tratados.

Durante las ocho semanas que dura el tour los personajes, opuestos en todos los sentidos, no solo aprenden a convivir sino que se enseñan mutuamente mientras Tony vive en carne propia los maltratos que sufre Doc solamente por ser negro, recapacitando sobre sus antiguas actitudes y generando una empatía a tal punto que comienza a florecer una gran amistad entre ambos.

Es acá donde fluye lo mejor de la película que es la química entre Viggo Mortensen y Mahershala Alí. Sin duda, esta dupla es lo que le permitió a Green Book en un 80% ser uno de los films más reconocidos y galardonados del año. Si bien Mortensen la tuvo bastante difícil en cuanto a la competencia en las ternas de mejor actor, Alí ganó 7 premios en esta temporada como mejor actor de reparto y es casi un hecho que también se consagrará con el Óscar, repitiendo así el mismo premio que obtuvo en 2017 por Moonlight.

Sin embargo, quien más ganó con esta película es el director Peter Farrelly, conocido por ser director de comedias como Tonto y Retonto (Dumb & Dumber, 1994), Loco por Mary ( There’s Something About Mary, 1998), Irene, yo y mi otro yo ( Me, Myself & Irene, 2000) y Los tres chiflados (The Three Stooges, 2012), dejando en claro a toda la industria que también puede dirigir dramas como este (a pesar de que para los Golden Globes es una comedia).

La película puede ser tratada como muy moralista por algunos y de recurrir al tropo del “hombre blanco salvador de negros” por otros, sin embargo, hay que recordar que está basada en una historia real que permite ser un reflejo de la época que se vivió hace apenas 60 años ( y que en algunos lados aún se sigue viviendo), y en los personal deja un mejor mensaje sobre el racismo que otra película también nominada como el El infiltrado del KKKlan (Blackkklansman) de Spike Lee.

8

Brian Bahar
Periodista - Geek 🎞️📺📚🖥️📱🎵🎮 Director y editor de Multiverso Pop

También te puede gustar

Comentarios

Dejá un mensaje

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *